altar-familiar.com :: Para uso personal solamente. Prohibida su reproducción total o parcial sin la autorización de autor.

altar-familiar.com
Dale clic aquí para recibir actualizaciones diarias en tu correo electrónico.

 

Siete principios para recibir bendiciones

Siete principios para recibir bendiciones

1.- Lectura Bíblica: Salmos 37

2.- Meditación familiar

Ser bendecidos es, para muchas personas, uno de sus mayores anhelos. Desean experimentar lo mejor de la tierra, de las bendiciones y prosperidad en todo cuanto emprenden. A nivel personal y familiar.

¿Es posible? Por supuesto que sí. Lo aprendemos en las Escrituras.

Cuando vamos a las Escrituras, leemos una enseñanza poderosa:
"¿No es mi palabra como fuego, dice Jehová, y como martillo que quebranta la piedra?"(Jeremías 23:29 | NVI)
Cuando le permitimos a Dios que obre, Él se manifiesta con poder y transforma todas las circunstancias que enfrentemos.

Por ese motivo, le animo a considerar el Salmos 37. Léalo con cuidado. Es para usted, su cónyuge e hijos. Para toda su generación.

Allí aprenderá 7 principios valiosos que debe atesorar en su corazón:
  1. Cuando Jesucristo ocupa el primer lugar en una familia trae orden (vv. 18, 19).
  2. Nos permite encontrar la salida a las crisis (v. 33)
  3. Nos fortalecerá en procesos de crisis (v. 24)
  4. Nos proveerá para las necesidades (v. 25)
  5. Nos permitirá des programar y reprogramar nuestra vida con principios y valores (v. 27)
  6. Nos permitirá experimentar bendiciones (vv.28, 29)
  7. Nos permitirá experimentar dicha y paz (v. 37)
Decídase a ser bendecido. Préndase de la mano del Señor Jesucristo. Él traerá cambios en todo su ser, que involucran su entorno familiar. Claro, puede que surjan problemas al paso, pero los superará en victoria.

Si no lo ha recibido en su corazón, es hora de hacerlo. Ábrale las puertas de su corazón.

3.- Oración familiar:

“Amado Dios y Padre celestial, gracias por este nuevo día que nos regalas en familia. En la Palabra aprendemos que uno de los propósitos por los cuales fuimos creados, era para experimentar bendiciones. Nos hemos alejado de lo mejor que tienes para nosotros, por el pecado. Hoy renunciamos a todo lo que nos aparta de ti y declaramos que ocupas el primer y más importante lugar en nuestra familia. En tus manos entregamos todo cuanto vamos a hacer. Amén”.

4.- Una meta para hoy:

Declararé sobre mi vida y las de mi familia, bendiciones como las que aprendo en la Palabra de Dios.


Léanos en mensajerodelapalabra.comLéanos en familiassolidas.comLéanos en bosquejosparasermones.comLéanos en devocionales.comLéanos en guerraespiritual.orgLéanos en selecciondeestudiosbiblicos.orgLéanos en miiglesia.com

IBM-Anuncio